Hemos elegido seis, pero podrían ser ocho, o diez… o cien!! Si vais a casaros deberíais hacer una preboda, sí o sí. Y si no estáis seguros o tenéis dudas, nosotros os explicamos en seis razones por qué deberíais hacer una preboda.

Cada vez son más las parejas que ya se dan cuenta de la importancia que tiene una preboda y ellos mismos nos la solicitan. Muchas veces gracias a la recomendacion de amigos o conocidos que la han hecho y les cuentan lo importante y sobre todo lo divertida que es una sesión preboda con nosotros en Pontevedra. Pero incluso aquellos que no lo tienen muy claro cuando nos escuchan contar como son nuestras prebodas, cuando ven las fotos de otras prebodas que hemos hecho, la alegría y felicidad que transmiten los novios en las fotos y cuando escuchan las historias, las aventuras y las anécdotas divertidas, todas las dudas se disipan.


Y que es lo que les contamos? Pues podemos resumirlo en estos seis motivos principales por los que toda pareja de novios debería hacer una preboda.

1. Conocernos.

Ese es el primer motivo de una preboda. A esas alturas ya nos habremos visto y habremos hablado unas cuantas veces pero nunca nos habéis visto trabajar y nosotros no os hemos tenido delante de la cámara. La sesión preboda es nuestro bautismo de fuego, para vosotros los novios y para nosotros los fotógrafos. Cuanto más y mejor nos conozcamos, más feeling tendremos, mejores fotos saldrán el día de la boda! Es así de simple 🙂

2. Perder la timidez y el miedo a las cámaras.

Nadie sabe por qué pero es aparecer un objetivo delante y automáticamente se nos pone cara de “foto-carnet” y una sonrisa más falsa que un billete de 8 euros. Las cámaras nos asustan y solo hay una forma de vencer los miedos: afrontarlos. Después de media hora delante de nuestras cámaras ya os habréis reido al menos tres veces (garantizado!) y ni siquiera recordaréis que estamos haciendo fotos. Si pasáis por esto en la sesión preboda, el día de la boda ya tendremos eso ganado y todo irá sobre ruedas.

3. Tener un recuerdo de un momento único.

Esos meses anteriores a la boda, cuando el gran momento se acerca y los nervios afloran, son un momento único y las sensaciones que se viven son muy especiales. Durante la preboda afloran los sentimientos, las risas, el cariño, los nervios… en definitiva, el amor. Gracias a la sesión preboda podréis revivir esos momentos una y otra vez, para siempre, y disfrutar intensamente de esos recuerdos siempre que queráis.

4. Conseguir fotos de calidad para vuestro libro de firmas.

O para el cartel donde se distribuyen las mesas. O para proyectar durante la boda. O para las invitaciones. Vaya, para lo que queráis!

5. Volver a visitar vuestros lugares favoritos o conocer nuevos sitios.

Que mejor excusa que una sesión preboda para volver a ir a ese sitio especial donde os conocistéis, o a donde ibáis de acampada, tal vez donde surgio el amor o donde te pidió que te casaras con el/ella? O tal vez prefiráis ir a ese sitio nuevo del que tanto os han hablado y que lleváis tanto tiempo deseando visitar. Sea a donde sea, allí nos iremos con vosotros 🙂

6. Llevar a cabo esas ideas distintas y originales que en una boda no son posibles.

Una preboda puede ser todo lo sencilla o lo complicada que queráis: ¿que os apetece llevar un sofa a la orilla del mar? Lo hacemos! ¿Que queréis hacer unas fotos a caballo? También lo hacemos. ¿Que os gustaría hacer unas fotos con Rafa Nadal delante de la torre Eiffel? No podemos hablar por Rafa, pero contad con nosotros! 🙂

7. Disfrutar de una experiencia inolvidable y divertida.

Si, ya se que en el titular pone “6 motivos” y este es el séptimo, vale, he hecho trampa, qué pasa! 🙂 En realidad este séptimo punto es un resultado de todos los anteriores. Nos gusta divertirnos haciendo fotos y sobre todo, nos gusta que os divirtáis y ver como disfrutáis de vosotros y de vuestro amor. Una sesión preboda es como una pequeña aventura, una película privada del genero que más os guste, puede ser una comedia romántica, una peli de aventuras o incluso una de terror y misterio. Al final lo importante es que disfrutéis delante de las cámaras durante unas horas y podáis volver a disfrutar de esos recuerdos para toda la eternidad 🙂

Como veis, hay muchas razones para hacer una sesión preboda. Las preciosas fotos que se obtienen en una preboda son motivo más que suficiente para hacerla, pero es que además son fundamentales para generar confíanza y empatía entre novios y fotógrafos, conseguir esa química antes del día de la boda que os va a permitir estar mucho más relajados y alegres, sin tensiones ni nervios. Una vez entendido esto, la preboda se convierte en imprescindible. Y luego cuando llega el día y veis lo divertido que es hacer una sesión de preboda con nosotros y os sacáis los nervios iniciales y a medida que vamos haciendo fotos dejamos de ser “los fotógrafos” para ser Fernando, Damián y Silvia y de repente los nervios y la rigidez se convierten en alegría, buen humor, diversión, bromas… y os mostráis ante las cámaras como realmente sois 🙂

Prebodas

Créditos:
Novios: María Jesús y Miguel, Iván y Vanne, Esther y Felix y Zaida y Carlos.
Fotografía y edición de fotografía: Fernando Barreiro y Silvia De Acevedo
www.qsmphoto.com

Fernando Barreiro

Aviso legal. © 2014 QSMPhoto.com Todos los derechos reservados de esta imagen.