Todo empezó hace algunas semanas, cuando volviendo de hacer un book de fotos en Vigo, recibimos una llamada inesperada y sorprendente: Pablo, nuestro interlocutor, necesitaba dos modelos de fotografía para un calendario! Era Jueves por la tarde y las necesitaba para el Sábado por la mañana!

Pablo nos contó en detalle que estaba poniendo en marcha un proyecto que nos pareció muy interesante: el calendario 2013 del conocido grupo de estaciones de servicio Staroil. Su intención era realizar un calendario en la línea de otros calendarios famosos del sector (como el Calendario Pirelli o Wurth) para dar a conocer y potenciar la imagen de la marca Staroil. Se buscaba un tipo de fotografía sexy, desenfadada y de calidad y para ello contaban con los servicios del prestigioso fotógrafo santiagués Adolfo Enríquez. Se trataba además de un proyecto con vocación de futuro, ya que la intención de Pablo era convertir el Calendario Staroil en un evento anual y potenciarlo cada año más. Contaban ya con tres modelos y fue precisamente una de las modelos, la guapísima y encantadora Silvia Sánchez (gracias guapa!!), la que le proporcionó a Pablo nuestro contacto.

El proyecto nos encantó desde el primer momento y lo que terminó de convencernos fue la seriedad y profesionalidad de todos los implicados, especialmente de Pablo, que tenía muy claro lo que quería. Así que después de hablar largo y tendido con él y de que nos explicara el perfil de modelo que necesitaba, aceptamos el encargo y nos pusimos manos a la obra de inmediato. La tarea no era sencilla con tan poco tiempo de margen, así que enviamos unos cuantos e-mails e hicimos algunas llamadas. Por suerte, «nuestras chicas», además de guapas son muy profesionales y ese mismo día pudimos localizar a varias modelos y confirmar su disponibilidad para el Sábado.

Así que el Sábado bien tempranito nos fuimos para Santiago, acompañados por Mel Arias, una de las modelos seleccionadas. Nuestro destino: la estación de servicio Staroil del polígono del Tambre donde nos reunimos con Pablo, con la otra modelo seleccionada, Vanesa Prieto, y con las otras tres modelos, Silvia Sánchez, María Folgueira y Linibeth Álvarez. Tras las presentaciones y unos cafés calentitos que nos sentaron a todos muy bien, pusimos rumbo al estudio de Adolfo Enríquez para la realización de las fotos.

Fue una mañana intensa, divertida y muy interesante. Las chicas demostraron su belleza y profesionalidad delante de la cámara. Disfrutamos muchísimo conociendo a María y Linibeth, dos chicas guapísimas y encantadoras y sobre todo volviendo a ver a Vane, Silvia y Mel y recordando batallitas con «nuestras chicas QSMeras«. También nos encantó conocer en persona a Pablo, ver a Adolfo trabajando en su estudio y comprobar el grado de profesionalidad de ambos. Pudimos pasar un buen rato charlando con Pablo antes de la sesión, escuchando de primera mano sus ideas, sus intenciones y sus motivos. Siempre es un placer cuando tienes una conversación amena y constructiva y más aún cuando además de disfrutar de la charla acabas aprendiendo cosas nuevas.

El colofón final fue la comida «en familia» en el restaurante del magnífico Hotel Los Abetos y sobre todo la sobremesa posterior que se extendió durante un par de horas y en la que hablamos de un montón de temas en un ambiente inmejorable. Fue el punto final a un día inolvidable y ya estamos deseando que llegue el momento de ponernos a trabajar en el Calendario Staroil 2014 y repetir esta fantástica experiencia.

Porque no lo dudéis, habrá un Calendario Staroil 2014.

Y para ir abriendo boca, os dejamos con un adelanto del Calendario Staroil 2013, más concretamente la foto de la guapísima Silvia Sánchez, gracias a quien nos vimos envueltos en este proyecto genial. La semana que viene podréis por fin ver todas las fotos del Calendario Staroil 2013!