Las sesiones de preboda y postboda son dos tipos de sesión realmente especiales aunque por motivos prácticamente opuestos.

Las prebodas sirven como primera piedra de toque con los novios de cara al reportaje de su boda, sirve tanto para que nosotros, los fotógrafos, los conozcamos mejor a ellos y nos familiaricemos con lo que les gusta como para que ellos nos conozcan a nosotros, dejen de vernos como unos extraños y pierdan el miedo a la cámara. Desde ese punto de vista son fundamentales para que el gran día de la boda todo salga mejor, pero además tambien sirven para inmortalizar a la pareja en uno de sus mejores momentos y el resultado siempre termina siendo excelente.

Las postbodas, por el contrario, se hacen algún tiempo después de la boda, ya sin los nervios del gran día, con toda la tranquilidad, en un ambiente relajado y sin tensiones y por ello se pueden hacer todo tipo de locuras, por supuesto siempre al gusto de la pareja. Libres de nervios y tensiones, los novios pueden ser ellos mismos, sin ataduras y dejar salir todo lo que llevan dentro para conseguir unas fotos verdaderamente inolvidables.

Os presentamos una selección con algunas de nuestras fotos de postboda y preboda. Muy pronto actualizaremos esta sección con nuevas fotografías.

Pinchad sobre cada imagen para verla en grande.